jueves, 7 de noviembre de 2013

Mad Planet un proyecto empresarial basado en la financiación Friends, Family and Fools

Paseo por un nuevo barrio, que forma parte del distrito madrileño de Arganzuela, para encontrarme con la protagonista de este nuevo post. El día se ha levantado inmejorable, luce un límpido sol que llena de luz una de las zonas de más reciente construcción de nuestra capital, me estoy refiriendo a un antiguo barrio que no hace más de 15 años era un residuo empresarial dentro del corazón de Madrid, el barrio de los metales, y que, actualmente, se ha convertido en objetivo para la apertura de nuevos negocios y, por lo tanto, para la realización de nuevos proyectos empresariales.

Actualmente, en él se ha levantado una barriada vibrante, animada y, sobre todo, joven, dentro de un proyecto urbanístico caracterizado por la construcción de amplias calles adornadas con grandes extensiones de zonas verdes, edificios de viviendas modernos y originales, colegios que acogen en sus aulas a una generación nueva que hará de este entorno un espacio en el que desarrollarse como personas. Un barrio que se ha visto mejorado por la llegada del metro, un medio de transporte que hasta hace poco atravesaba este subsuelo sin ofrecer la posibilidad a sus usuarios de bajarse en una estación, a la que solo le faltaba  facilitarle el acceso al exterior. 
Foto: Ana Camarero

En este entorno me cito con Sonia García, la propietaria de Mad Planet , un espacio multifuncional de más de 300 metros cuadrados, en el que podemos encontrar: Un restaurante con comida mediterránea, con una calidad de producto muy cuidada y buenas presentaciones. Comida para compartir y plato del día. Un comedor privado donde realizar celebraciones, reuniones de empresa, catas, cursos de cocina. Una zona de juego infantil para cuando los papas viene a comer, cenar con sus peques. Y, finalmente, una sala multidisciplinar, con un gran espejo para realizar clases extra-escolares de diferentes disciplina, cumpleaños infantiles, actuaciones los fines de semana, entre otras.

Sonia García, formada en el sector de la dirección y gestión de empresas turísticas, nos adentra en este proyecto de emprendimiento personal en el que recaló hace menos de un año y que, como ella indica, surgió de una "necesidad personal". Subraya que "soy madre de tres niños pequeños, con los que nos gusta hacer cosas, interactúar, y no encontrábamos un espacio que nos proporcionara un entorno en el que poder realizar actividades en familia. Así que pensamos que sería una buena idea desarrollar un proyecto que ofreciera lo que nosotros buscábamos a nivel personal y familiar".
Foto: Ana Camarero

Sonia tiene relación con el mundo empresarial ya que durante años gestionó una empresa de carácter familiar, un negocio que abandonó para desarrollar un proyecto empresarial personal y que, al igual que muchos emprendedores, aprovechó  la coyuntura económica para liarse la manta a la cabeza y apostar por su idea. Me comenta que "con el inicio de la crisis en 2008 me desvinculé de la empresa familiar y estuve trabajando de manera autónoma hasta 2011, momento en el que empecé a pensar cuál quería que fuera mi siguiente estación laboral. Mi experiencia anterior en un sector dedicado al desarrollo de organización de ferias me ofreció la posibilidad de aprender mucho en poco tiempo, un sector en el que hay que saber moverse al límite de la improvisación".

En el desarrollo de Mad Planet, su propietaria tuvo muy en cuenta rodearse de un buen equipo y facilitar un ambiente en el que todos sus integrantes desarrollasen sinergias que favorecieran el funcionamiento del negocio. En esta entrevista, Sonia va desgranando, poco a poco, el camino recorrido hasta la apertura del local, "un recorrido que se inicia hace un año cuando decidí apuntarme a un curso de emprendedores de la Comunidad de Madrid e hice el primer proceso de plan de negocio con ellos, idea del proyecto, localización del local, consecución de financiación, etc. En esta etapa estuvimos acompañados por Deloitte, en un plan de emprendimiento que ya no existe en Madrid. Una vez finalizado el plan de negocio lo pasamos a la Comunidad de Madrid y nos lo sellaron para ver su viabilidad, en este mismo momento nosotros ya estábamos buscando locales, una vez sellado nos desvinculamos de la Administración y la siguiente etapa de ejecución ya la iniciamos solos".
Foto: Ana Camarero

En el tema de la financiación, la propietaria de Mad Planet subraya que sólo encontraron financiación para los locales, el resto como nos comenta, "ha sido una financiación interna en la que se han involucrado familiares, amigos, etc. De hecho en el plan de emprendimiento una de las fuentes de financiación que más te recomiendan porque es la más fácil de encontrar es la modalidad Friends, Family and Fools (FFF). Al principio intentar ver a quien te apoya económicamente el futuro de este proyecto fue duro, porque en nuestra trayectoria profesional nunca hemos estado vinculados al mundo de la restauración ni de la hostelería. Pero lo teníamos claro, éramos conscientes de que éste era nuestro momento". 

"El tema de las licencias es complicado. Además, desde hace poco tiempo, han puesto una figura que es la ECLU"-entidades colaboradoras para la gestión de licencias urbanísticas-"que realiza la gestión anterior de lo que es la concesión de la licencia pero luego no son ellos los que tienen la sartén por el mango. Por eso es complicado, además de que esta figura ha conllevado la duplicidad de los gastos, les pagas a ellos y, posteriormente, vuelves a pagar al Ayuntamiento por tu licencia, con lo cual el gasto es doble y eso para el emprendedor es un inconveniente". 

A lo largo de nuestra conversación no podemos evitar hablar de los programas de televisión dedicados a los emprendedores que de un tiempo a esta parte se incorporan en las parrillas de algunas televisiones, como Código Emprende o Tú Oportunidad. Sonia habla sobre ellos y comenta que "no me identifico con este tipo de programas. El día a día de un emprendedor es muy duro y existen muchas ocasiones en las que te sientes muy solo y no encuentras a tu alrededor apoyo, siempre planea sobre ti el fracaso y el miedo a sufrirlo. Parece que fracasar supone el fin de su vida empresarial. Ahora mismo, nosotros que rondamos los 40 años estamos en un momento laboral difícil, donde nuestra experiencia no se si vale para mucho, por eso debíamos poner en marcha nuestro proyecto de futuro. Era nuestra obligación". "Este país arrastra el lastre del miedo, pero realmente creo que aquí hay talento y gente con buenas ideas, con ganas de hacer cosas. Y yo estoy convencida de que esta crisis va a traer cosas nuevas".

Para finalizar, Sonia indica lo necesario que es el uso de las redes sociales en el desarrollo y éxito de cualquier proyecto y por ello, pese a que actualmente, solo podemos encontrarlos en Facebook, ha llegado a un acuerdo de coworking con una agencia de comunicación quien va a asumir este trabajo en redes sociales. 





                                       









1 comentario:

  1. Nombre del acreedor: Sr. Paul William.
    Prestamista E-mail: paul_william_loanhouse@ hotmail. com

    Nos ofrecen préstamos privados, comerciales y personales con muy bajas tasas de interés anuales tan bajas como 2% en un año a 50 años plazo de amortización en cualquier parte del mundo. Ofrecemos préstamos que van desde $ 5.000 a EE.UU. $ 100 millones.

    Nombre del acreedor: Sr. Paul William.
    Prestamista E-mail: paul_william_loanhouse@ hotmail. com

      Saludos,
    Sr. Paul William.
    paul_william_loanhouse@ hotmail. com

    ResponderEliminar